SALBUTES, UN REENCUENTRO FELIZ

El #InspectorDeGarnachas recordó un momento de su juventud, cuando probó unos extraordinarios salbutes. Se aventuró a buscar el lugar y se llevó una sorpresa.
Acompáñalo a Fonda Zoily, un rinconcito en la Avenida Comalcalco, que seguro debes visitar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × tres =