Hay triunfos que se cuecen aparte del `tsunami´ AMLO

DESTRIPACUENTOS

Antonio Callejo

www.callejotv.com / www.revistavortice.com.mx / www.multiversidadqroo.com

Cuatro candidatos a presidentes municipales merecen una mención aparte, porque lograron el voto ciudadano con méritos personales

 

Mara Lezama, Laura Fernández, Pedro Joaquín D. y Juan Carrillo Soberanis, cada uno con un contexto distinto, lograron conectar más allá de la oleada `morenista´

 

Cancún, Quintana Roo (03 de julio).- Los triunfos de en las candidaturas a las presidencias municipales de Mara Lezama, Pedro Joaquín Delbouis, Laura Fernández y Juan Carrillo, merecen ponerse muy aparte, porque tienen un mérito personal, muy lejos de los otros candidatos que fueron remontados por la ola `morenista´ de Andrés Manuel López Obrador.

Veamos:

En el primero de los casos, la postulante de la alianza `Juntos haremos historia´, Mara Lezama, consiguió un 57.8 por ciento del total de la votación, dejando en extremo lejos a su más cercano competidor.

La cifra es relevante porque superó el porcentaje de votación que logró el propio Andrés Manuel López Obrador a nivel nacional, de un 53 por ciento.

La virtual presidenta municipal de Benito Juárez (Cancún), demostró con esta cifra que su nombre también pesó en el ánimo de los electores. Los ciudadanos, en este caso específico, votaron con esa inercia previsible del voto de castigo para la autoridad saliente, pero también le dieron un voto de confianza a la comunicadora.

Consiguió posicionar su propuesta de campaña, su nombre y alcanzó a presentarse como un contraste atractivo. Sin duda, un mérito que merece tomarse en cuenta.
Para la virtual presidenta municipal, esta respuesta del electorado también representa una muy grave responsabilidad, porque pone de manifiesto el interés ciudadano que habrá con respecto de su desempeño en el encargo.

En la reciente conferencia de prensa que ofrecieron los candidatos electos de esta coalición, el virtual senador, José Luis Pech Várguez, lo resumió en una frase: “Los ciudadanos saben premiar y castigar”.

 

Pedro Joquín Delbouis, la nueva figura del PRI

El caso del triunfo de Pedro Joaquín Delbouis también es notable y notorio. En principio, hay que reconocer que remó en contra de un escenario nacional y local totalmente adverso.

Plantarse como el heredero del PRI y del mismísimo ex dirigente nacional de ese partido, Pedro Joaquín Coldwell, parecía casi un suicidio político, cuando este partido se presentaba en las peores condiciones de posicionamiento. No sobra decir que el revolucionario institucional quedó reducido al mínimo a nivel nacional.

Hay quién veía ventajas justo por ser el hijo de un ex gobernador, sobrino del actual mandatario estatal.

Sin embargo, los negativos hablaban por sí solos, si lo vemos en el contexto de la votación en el proceso local pasado, cuando los cozumeleños se decidieron por proscribir a una clase política que gobernó el estado, teniendo como cónclave precisamente a la `isla de las golondrinas´.

Joaquín Delbouis consiguió el 40.9 por ciento de los votos, 10 puntos porcentuales arriba de la alcaldesa Perla Tun, quien se daba por segura ganadora del proceso, en el cual buscaba reelegirse.

Con este resultado, queda claro que Joaquín Delbouis es la figura emergente de un PRI que, al menos en Quintana Roo, no desapareció. Al contrario, consiguió un pase de tres años que bien le servirán para replantearse y conocer qué nuevo papel le tocará en medio del sexenio de Andrés Manuel López Obrador, y por si fuera poco, en la coyuntura del relevo en el gobierno del estado.

 

Laura Fernández Piña

Su triunfo en Puerto Morelos también debe reconocerse como un esfuerzo personal. Tomando en cuenta que se trata de la elección para un segundo mandato, el mérito es todavía mayor.

Los portomorelenses confiaron con base en el desempeño que vieron en los últimos dos años, y decidieron que vale la pena tenerla tres más como presidenta municipal.

De la misma manera que en Cozumel, Laura logró remontar el escenario negativo que le representaban las siglas que usó en su casaca de campaña.

Su porcentaje de votación también dejó muy lejos a su más cercano competidor.

Y al igual que Joaquín Delbouis en Cozumel, o Juan Carrillo en Isla Mujeres, pueden presumir del gran logro de haber sobrevivido al `tsunami´ AMLO. Y bien.

El PRI y el Verde se presentaron en el plano nacional como los grandes enemigos a vencer. Y en Puerto Morelos, decidieron que vale más la persona que esos desgastados institutos políticos. Por cierto, se debe recordar que Fernández Piña renunció al PRI para militar en el Verde, aunque fue postulada, como dijimos, por ambas organizaciones políticas.

 

Juan Carrillo Soberanis

El reelecto presidente municipal de Isla Mujeres se presenta a este segundo periodo como un político consumado, que bien podría dar clases de cómo sobrevivir a una severa crisis, para luego conseguir remontar un escenario bien adverso.

Solo (de soledad), con el trabajo realizado y, peor aún, únicamente con las siglas del PRI (pues aquí no hubo alianza), Carrillo Padilla consiguió un triunfo holgado también en medio de la adversidad que representaba este `voto parejo´ que alcanzó AMLO a nivel nacional.

Superó completamente el contexto en el cual fue relacionado con su mentor, Roberto Borge, y en dos años trabajando para los isleños, los convenció de que era una decisión acertada la de refrendarle la confianza.

Su campaña, por cierto, fue la más fresca y alegre de entre todas las campañas.

Con la ventaja de gobernar el municipio más seguro del estado en términos de estadística delictiva, se dio el lujo de asumir un rol de `super-héroe´ en su relato de campaña. Usó el lenguaje juvenil y ágil de las redes sociales, y el resultado está a la vista. Un logro personal, como el de los anteriores candidatos mencionados en este texto. @AntonioCallejo

Un comentario

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *